Las organizaciones del siglo XXI se caracterizan por la necesidad de renovarse rápida y ágilmente para afrontar los cambios que acontecen en un entorno cada vez más globalizado y competitivo, tanto por el lado de adquisición de sus insumos productivos como de la comercialización de sus bienes y servicios. Esta mayor rivalidad competitiva exige una orientación hacia la constante búsqueda de creación de valor en las tradicionales dimensiones competitivas de Porter de reducciones de costes, diferenciación o focalización/especialización, que se alcanzan por medio de la innovación tecnológica.

OPCIONES DE COMPRA
COP$ 55.000